home

  • Noticias del Papa

    • 12
      January
      La Liturgia verdadera escuela de oración - Audiencia Miércoles 10 de Enero

      Dedicamos la catequesis de hoy al canto del gloria y a la oración colecta que forman parte de los ritos introductorios de la Santa Misa”, lo dijo el Papa Francisco en la Audiencia General del segundo miércoles de enero, prosiguiendo con el nuevo ciclo de catequesis dedicadas a la Eucaristía.

      En el recorrido de catequesis dedicados a la celebración eucarística, recordó el Pontífice, hemos visto que el Acto Penitencial nos ayuda a despojarnos de nuestras presunciones y a presentarnos a Dios como somos realmente, consientes de ser pecadores, con la esperanza de ser perdonados.

       

       

       

      El canto del Gloria

      Justamente, señaló el Papa Francisco, del encuentro entre la miseria humana y la misericordia divina toma vida la gratitud expresada en el “Gloria”, un himno antiguo y venerable con el cual la Iglesia, congregada en el Espíritu Santo, glorifica y suplica a Dios Padre y al Cordero. “El canto del gloria comienza con las palabras de los ángeles en el nacimiento de Jesús en Belén y continúa con aclamaciones de alabanza y agradecimiento a Dios, que es Padre, Hijo y Espíritu Santo”.

      Este canto, precisó el Papa, nos implica también a nosotros recogidos en oración: “Gloria a Dios en lo alto del cielo y paz a los hombres de buena voluntad”.

       

      La Oración Colecta

      “Después del Gloria viene la oración llamada colecta. Con la expresión ‘oremos’, señaló el Obispo de Roma, el sacerdote invita al pueblo a recogerse en un momento en silencio, para que cada uno tome conciencia de estar en la presencia de Dios y formular en su espíritu sus deseos”.

       

      El silencio, puntualizó el Papa Francisco, no se reduce a la ausencia de palabras, sino a disponerse a escuchar otras voces: aquellas de nuestro corazón y, sobre todo, la voz del Espíritu Santo. “En la liturgia, la naturaleza del sagrado silencio depende del momento en el cual se realiza: ‘Durante el acto penitencial y después en la invitación a la oración, ayuda al recogimiento; después de la lectura u homilía, es una invitación a meditar brevemente lo que se ha escuchado; después de la Comunión, favorece la oración interior de alabanza y suplica’. Por lo tanto – dijo el Papa – antes de la oración inicial, el silencio ayuda a recogernos en nosotros mismos y a pensar porque estamos ahí. Es esta la importancia de escuchar nuestro espíritu para abrirlo luego al Señor”.

       

      “El sacerdote recita esta oración con los brazos abiertos imitando a Cristo sobre el madero de la cruz. En Cristo crucificado reconocemos al sacerdote que ofrece a Dios el culto agradable, es decir, el de la obediencia filial ”

       

      Antes de concluir su catequesis, el Papa Francisco recordó que, en el Rito Romano las oraciones son concisas pero ricas de significado. “

    • 30
      December
      Mensaje del Papa a los que trabajan en la Curia Romana

      “Que esta Navidad nos haga abrir los ojos y abandonar lo que es superfluo, lo falso, la malicia y lo engañoso, para ver lo que es esencial, lo verdadero, lo bueno y auténtico. Muchas felicidades, de verdad”: fue el deseo expresado por el Papa Francisco ante la Curia Romana, reunida en la  Sala Clementina este 21 de diciembre en ocasión del habitual encuentro, para las felicitaciones navideñas.

      El saludo navideño del Pontífice a quienes prestan servicio en la Curia introdujo su rico mensajen con el que esta vez, a diferencia de otros años, como él mismo explicó, quiso compartir algunas reflexiones sobre la realidad de la Curia ad extra, es decir sobre la relación de la Curia “con las naciones, con las Iglesias particulares, con las Iglesias orientales, con el diálogo ecuménico, con el Judaísmo, con el Islam y las demás religiones, es decir, con el mundo exterior”.

      La reflexión del Papa se centró “sobre los principios básicos y canónicos de la Curia” y de su historia, pero también, en su visión personal compartida con los miembros de la Curia en los discursos de los últimos años, en el contexto de la reforma en curso.

      Refiriéndose a este proceso, el Pontífice habló de la paciencia, dedicación y delicadeza necesarias para alcanzar este objetivo ya que “la Curia es una institución antigua, compleja, venerable” integrada por hombres de diversas culturas y ligada, desde siempre, “a la función primacial del Obispo de Roma en la Iglesia”, es decir, “al oficio sacro querido por el mismo Cristo Señor en bien del cuerpo de la Iglesia en su conjunto”.

      “Los sentidos nos ayudan a captar la realidad e igualmente a colocarnos en la realidad” agregó el Papa recordando a San Ignacio de Loyola:

      “Esto es muy importante si se quiere superar la desequilibrada y degenerada lógica de las intrigas o de los pequeños grupos que en realidad representan —a pesar de sus justificaciones y buenas intenciones— un cáncer que lleva a la autorreferencialidad, que se infiltra también en los organismos eclesiásticos en cuanto tales y, en particular, en las personas que trabajan en ellos. Cuando sucede esto, entonces se pierde la alegría del Evangelio, la alegría de comunicar a Cristo”.

      Francisco advirtió del peligro de quienes traicionan la confianza o de “los que se aprovechan de la maternidad de la Iglesia, es decir de las personas que han sido seleccionadas con cuidado para dar mayor vigor al cuerpo y a la reforma”,  y que no comprendiendo la importancia de sus responsabilidades, “se dejan corromper por la ambición o la vanagloria, y cuando son delicadamente apartadas se auto-declaran equivocadamente mártires del sistema, del “Papa desinformado”, de la “vieja guardia”…, en vez de entonar el “mea culpa”.

      Junto a estas personas – recordó el Papa –  hay otras que siguen trabajando en la Curia, a las que se les da el tiempo para retomar el justo camino” y también, existe “la inmensa mayoría de personas fieles que allí trabajan con admirable compromiso, fidelidad, competencia, dedicación y también con tanta santidad”.

       

       

       

       

    • 6
      September
      Francisco a legisladores católicos del mundo: construyan una sociedad más humana y justa, con el amor de Cristo

      El Papa Francisco alentó a los participantes en la Conferencia de la Red Internacional de Legisladores católicos, recibiéndolos en el Vaticano, después del rezo del Ángelus. Con su cordial bienvenida al Cardenal Christoph Schönborn y al presidente de esta red de parlamentarios católicos de todo el mundo que nació en 2010, Christiaan Alting von Gesau, el Obispo de Roma destacó el anhelo que tuvieron en su encuentro de este año de subrayar «la visión cristiana de la persona humana»:

       

      «Los aliento a que, cuando vuelvan a sus respectivas naciones, hagan referencia a los frutos de sus reflexiones sobre cómo la fe católica conduce a una comprensión justa de la persona, que se debe aplicar según todos los aspectos del gobierno y de los procesos decisionales».

       

      El Papa Francisco hizo hincapié en las enseñanzas de la Iglesia y en el compromiso que los aúna para construir una sociedad más humana y justa, con leyes que impulsen puentes y diálogo, amparando a los más necesitados y a los migrantes:

       

      «Al tiempo que la contribución de la Iglesia en las grandes cuestiones de la sociedad de nuestro tiempo, a menudo  puede ser puesto en discusión, es vital que vuestro compromiso esté impregnado continuamente por sus enseñanzas morales y sociales, con el fin de construir una sociedad más humana y justa. Las leyes que ustedes promulgan y aplican deberían construir puentes de diálogo entre diversas perspectivas políticas, también cuando responde a precisas finalidades en orden a promover un mayor cuidado hacia los indefensos y los marginados, en especial hacia los muchos que están obligados a dejar su patria, así como en orden a favorecer una correcta ecología humana y natural».

       

      El Papa concluyó su saludo con su exhortación a testimoniar  el Evangelio de Jesucristo en el mundo y encomendando a todos los pueblos a la Madre de Dios:

      «En medio de los sufrimientos de los pueblos, los exhorto a mirar a Cristo, cuyo amor les inspirará para hacer que el Espíritu, a través de un intercambio de dones, pueda conducirlos cada vez más a la verdad y al bien.

       

      Que puedan llevar siempre en su trabajo profesional la noticia de Jesús, de que nadie es insignificante, nadie debe ser descartado en cualquier fase de su vida. Los encomiendo a ustedes y a las poblaciones de las que son servidores a la protección de la Virgen, Madre de la Iglesia y con gusto les imparto la bendición apostólica».

       

    • 6
      September
      Angelus Papa Francisco - Domingo 3 de Septiembre

      Sólo la paradoja de Cristo da sentido y felicidad a la vida

      Jesús nos recuerda que su vía es la vía del amor, y no hay verdadero amor sin el sacrificio de sí. Estamos llamados a no dejarnos absorber por la visión de este mundo, sino a ser siempremás conscientes de la necesidad y de la fatiga para nosotros cristianos de caminar contra corriente y en salida”, lo dijo el Papa Francisco antes de rezar la oración mariana del Ángelus del primer domingo de septiembre.

       

      En su alocución del Vigésimo Segundo Domingo del Tiempo Ordinario, el Santo Padre retomó el pasaje del Evangelio de Mateo (Mt 16,21-27) en el que se narra la confesión de Pedro, la “roca”, dijo el Papa, sobre la cual Jesús quiere construir su Iglesia. “Hoy, en fuerte contraste – agregó el Pontífice – Mateo nos muestra la reacción del mismo Pedro cuando Jesús revela a sus discípulos que en Jerusalén deberá sufrir, ser asesinado y resucitar”. La reacción y las palabras de Pedro son contestadas por el Maestro, señaló el Papa, y aquel que un momento antes, era una “piedra” sólida para que Jesús pudiera construir sobre ella su comunidad, enseguida se convierte en un obstáculo, una piedra de obstáculo en el camino del Mesías.

       

      El Maestro dirigiéndose a todos aquellos que lo seguían, subrayó el Pontífice, presenta con claridad la vía a seguir: «El que quiera venir detrás de mí, que renuncie a sí mismo, que cargue con su cruz y me siga». “Siempre, incluso hoy – afirmó el Obispo de Roma – la tentación es aquella de querer seguir a un Cristo sin cruz, es más, de enseñar a Dios el camino justo. Pero Jesús – precisó el Papa – nos recuerda que su vía es la vía del amor, y no hay verdadero amor sin el sacrificio de sí”.

       

      Pero la propuesta de Jesús no se queda ahí, el Maestro, agregó el Santo Padre, completa su propuesta con palabras que expresan sabiduría y desafían la mentalidad y los comportamientos egocéntricos: «Él que quiera salvar su vida, la perderá; y el que pierda su vida a causa de mí, la encontrará». “En esta paradoja – señaló el Papa Francisco – está contenida la regla de oro que Dios ha inscrito en la naturaleza humana creada en Cristo: la regla que sólo el amor da sentido y felicidad a la vida”.

       

       

  • La Iglesia en el Mundo

    • 12
      January
      Visita del Papa a Chile

      El Papa en Chile nos anima a ser discípulos misioneros

      Entrevista a Monseñor Ramos (auxiliar de Santiago de Chile)

      “El Sucesor de Pedro nos viene a confortar en la fe, nos viene a animar en lo que significa ser discípulos misioneros de ...

    • 30
      December
      Fiesta Sagrada Familia Barcelona

      “La familia: hogar que acoge, acompaña y cura”, es el tema de la Misa que se celebra este sábado 30 de diciembre en la Basílica de la Sagrada Familia en Barcelona.

      La misa de la familia, tiene lugar en dicha Basílica el sábado posterior ...

    • 6
      September
      Programa del viaje del Papa Francisco a Colombia

      El papa Francisco llegará a Bogotá, capital de Colombia, el 6 de septiembre, a eso de las 4:30 de la tarde...

    • 13
      August
      Ecumenismo en Estados Unidos

      Si los esfuerzos por la libertad religiosa y defensa de la familia unen a católicos y evangélicos “en una causa común, deberíamos dar gracias a Dios por la unidad que esto trae” especialmente en los Estados Unidos, país donde la convivencia...

    • 20
      May
      Francisco desea en agenda para el 2018 una visita a Perú y Chile

      El papa Francisco le indicó a los obispos peruanos presentes en Roma con motivo de la visita Ad Límina, que tiene el deseo de poner en su agenda para el 2018 un viaje a Perú y Chile...

  • Para Comunicadores